Inicio » Noticias

UnoAmérica defenderá presos políticos latinoamericanos

26 September 2009

presos

Montevideo, 26 de septiembre.- Los delegados UnoAmérica que asistieron a los congresos sostenidos esta semana en Buenos Aires y Montevideo, acordaron, entre otras iniciativas, defender a los numerosos presos políticos latinoamericanos, víctimas de “juicios revolucionarios vindicativos”.

El ex presidente  uruguayo Julio María Sanguinetti clausuró el congreso de UnoAmérica en Montevideo, haciendo una dura crítica a los regímenes populistas, que usan la democracia y los derechos humanos  como excusa para perseguir a sus adversarios (ver reseña).

Los delegados de UnoAmérica, provenientes de Argentina, Bolivia, Colombia, Honduras, Uruguay y Venezuela, comprobaron in situ que “existen cientos de presos políticos, sin haber sido sometidos a un debido proceso, incurriendo los Estados en graves, reiteradas y sistemáticas violaciones a los derechos humanos de civiles, policías y militares del continente”; como consecuencia de “la existencia de un proactivo terrorismo Jurídico, judicial, mediático y político”.

Según la declaración emitida (ver más abajo), los integrantes de UnoAmérica se comprometieron a “realizar las acciones necesarias, jurídicas, políticas y las comunicaciones en el ámbito nacional e internacional y ante los organismos competentes para lograr el restablecimiento inmediato de los derechos conculcados, la reparación y la consecuencial justicia por la responsabilidad de los Estados” y, para tal fin decidieron, “constituir un equipo internacional interdisciplinario para la defensa de los Derechos Humanos y la Democracia, integrado por direcciones o departamentos en lo jurídico, político y mediático”.

La injusta realidad que viven los presos políticos no se limita a los países donde se realizaron los congresos -Argentina y Uruguay- sino que se corrobora también en otros países donde opera el Foro de Sao Paulo, por lo que la iniciativa de UnoAmérica es extensiva a Bolivia, Colombia, Perú y Venezuela.

Durante los próximos días se darán a conocer el resto de las declaraciones, referentes a la situación que vive Honduras y a las irregularidades detectadas en Bolivia y Venezuela; así como la declaración final los dos encuentros sostenidos.

www.unoamerica.org


Anexo

Declaración de UnoAmérica
Buenos Aires-Montevideo
22 al 25 de septiembre del 2009

CONVOCADOS por la dirección de la Unión de Organizaciones Democráticas de América -UnoAmérica- en el Primer “Foro Internacional Argentina-Uruguay: Frente al Socialismo del Siglo XXI”

REUNIDOS los representantes de las organizaciones de la sociedad civil, juristas, defensores de Derechos Humanos, militares en retiro y distintos grupos políticos de Iberoamérica.

CON EL PROPOSITO de intercambiar información, conocer y analizar las violaciones de derechos humanos y de los principios democráticos en Iberoamérica, que afectan a quienes en el pasado cumplieron funciones de garantizar el Estado de Derecho y la democracia.

COMPROBAMOS IN SITU que existen cientos de presos políticos, sin haber sido sometidos a un debido proceso, incurriendo los Estados en graves, reiteradas y sistemáticas violaciones a los derechos humanos de civiles, policías y militares del continente.

IDENTIFICAMOS una problemática común, de estrategia internacional de ataque y persecución, que busca debilitar la institucionalidad democrática de nuestros países, destruyendo a quienes constitucionalmente tienen la obligación y el deber de cautelar la soberanía, la seguridad interna, de las personas y sus bienes, de los distintos países de Iberoamérica, como lo son la fuerza pública (Militares y Policías).

ENFATIZAMOS en denunciar la flagrante violación a los derechos humanos y garantías procesales en demerito de los policías y militares de Iberoamérica, que históricamente han luchado por la salvaguarda de las instituciones, la democracia, la vida, honra y bienes de los ciudadanos. Violaciones que a todas luces desconocen el debido proceso, el derecho de defensa, la imparcialidad del juzgador, el juez natural, el respeto por la competencia y jurisdicción territorial, el fuero castrense, el principio de presunción de inocencia, el respeto por el principio de cosa juzgada (juzgando y condenando varias veces por el mismo hecho), desconocimiento de amnistías e indultos, la aplicación retroactiva desfavorable de tipos penales negando el principio de legalidad, la negación al principio de prescripción de los delitos y de las penas, el desconocimiento a la causal justificante de la obediencia debida y estado de necesidad; además de la manipulación probatoria.

EN CONSECUENCIA:

RECONOCEMOS la existencia de juicios revolucionarios vindicativos en manos de aplicadores jurídicos politizados, sustraídos de la aplicación de una justicia imparcial pronta y oportuna, obligación imperativa del Estado Democrático de Derecho, ante la evidente omisión y/o manipulación de la aplicación normativa nacional e internacional de la cual nuestros Estados son partes.

DENUNCIAMOS la existencia de un proactivo terrorismo Jurídico, judicial, mediático y político.

DECLARAMOS la calidad de victimas por violación de los Derechos Humanos, de los militares, policías, civiles y de sus familias, en virtud de procesos “jurídicos” ilegales.

EXIGIMOS: La aplicación de los principios de igualdad y equidad normativa en materia de creación y aplicación de la política criminal.

POR TANTO:

NOS COMPROMETEMOS: A realizar las acciones necesarias, jurídicas, políticas y las comunicaciones en el ámbito nacional e internacional y ante los organismos competentes para lograr el restablecimiento inmediato de los derechos conculcados, la reparación y la consecuencial justicia por la responsabilidad de los Estados.

ACCIONES: Constituimos para tales efectos un equipo internacional interdisciplinario para la defensa de los Derechos Humanos y la Democracia, integrado por direcciones o departamentos en lo jurídico, político y mediático.

En conocimiento del tenor literal y contenido de la presente declaración que suscribimos en Montevideo el día viernes

25 de septiembre del 2009, firmamos los intervinientes en señal de aceptación.

Alejandro Pena Esclusa
Presidente UnoAmérica
Asociación Civil Fuerza Solidaria - Venezuela.

Jorge Mones Ruiz
Delegado UnoAmérica Argentina
ONG 1810

Liliana Raffo de Fernández Cutiellos.
Delegada UnoAmérica Argentina

ONG Movimiento por la Verdadera Historia

Cecilia Pando.
Asociación de Familiares y Amigos de los Presos Políticos – Argentina

Raúl Villasuso
Consultora R. Villasuso y Asociados Internacional - Argentina

Horacio Guglielmone
Unión de Promociones del Ejército Argentino

Hugo Ferrari
Delegado UnoAmérica Uruguay.

Centro de Estudios de Derechos Humanos del Uruguay.

Wálter Arrázola Mendivil.
Delegado UnoAmérica Bolivia

Fundación Ética y Economía.

Josué Meneses
Delegado UnoAmérica Perú
Movimiento por las Víctimas del Terrorismo (Perú).

Vilma Morales M.
Delegada UnoAmérica Honduras.
Unión Cívica Democrática.

Miguel Fierro Pinto
Fundación Un Millón de Voces – Colombia

Iván Restrepo Lince
Delegado UnoAmérica Colombia
Asociación de Víctimas Civiles de la Guerrilla Colombiana

Carlos Sierra Galindo
Federación Verdad Colombia.

Jaime Arturo Restrepo Restrepo.
Asociación de Víctimas Civiles de la Guerrilla Colombiana
Director Jurídico UnoAmérica